EL PLAN DE DIOS PARA SALVAR EL MUNDO

EL PLAN DE DIOS PARA SALVAR EL MUNDO

En este texto, David Parcerisa ofrece reflexiones sobre el significado de la existencia humana y por qué suceden ciertas cosas en la vida. Propone dos perspectivas: que nosotros como seres humanos somos responsables de los eventos que experimentamos, positivos o negativos; o que todo forma parte de un plan divino en el cual Dios es el responsable de todo lo que sucede.

Parcerisa argumenta que si todo es resultado de nuestras acciones y pensamientos, entonces todas nuestras experiencias estarían basadas en aprendizajes a través de la violencia, el sufrimiento y la venganza, lo que implicaría la existencia de un Dios perverso. Por otro lado, considera que tiene más sentido pensar que la vida es una escuela de aprendizaje y que debemos buscar la evolución a través del amor, la comprensión y el hacer el bien.

Luego, se plantea el dilema sobre cómo salir de esta situación complicada en la que nos encontramos como habitantes de este mundo, donde las energías están perturbadas y la humanidad está dividida entre los gobernantes y los ciudadanos. Parcerisa sostiene que no se puede dividir la humanidad únicamente en estas dos categorías, ya que también hay personas que no pertenecen a la élite pero que continúan alimentando la violencia y el odio. Se pregunta si hay un plan por parte de una entidad divina para liberarnos de este estado de conciencia primitivo y si existe una forma de ascender hacia un estado de conciencia positivo.

El autor argumenta que la energía negativa de odio y violencia atrae más de lo mismo, y que es necesario liberarse de estos viejos paradigmas para alcanzar un estado de paz y armonía. Propone romper con la extorsión y amenazas diarias que se perpetúan incluso en forma de bromas, para crear un mundo mejor basado en el amor y la comprensión.

En resumen, el texto reflexiona sobre el significado de la existencia humana y propone dos perspectivas: que somos responsables de lo que nos sucede o que todo forma parte de un plan divino. El autor aboga por buscar la evolución a través del amor y la comprensión, rompiendo con la violencia y el odio en busca de un estado de conciencia positivo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.